El anticonsumo ya tiene una legión de adeptos en Internet

No sucumbir a la publicidad y comprar sólo lo necesario son algunas de sus premisas.

Frená, tomate sólo un segundo”, proponen, y desgranan un puñado de preguntas que invitan a reflexionar. ¿Lo necesitás realmente? ¿Te lo podría prestar alguien? ¿Tenés algo que lo sustituya? ¿Cuántas horas tendrás que trabajar para pagarlo? Los movimientos que luchan contra el consumismo y los grupos que promueven un consumo responsable se multiplican y encontraron en Internet un espacio de “evangelización”. En general, son grupos comprometidos con un reparto más equitativo de los recursos -muchos de ellos tienen origen religioso- y cuestionan el consumo compulsivo y subordinado al bombardeo de seducciones del mercado.  Los integrantes de Simply Living (Vida Simple), un movimiento que nació en 1973 en Estados Unidos, convocando a la gente a arrancar la Navidad del embate comercial, y hoy aboga por un consumo responsable, limitando el gasto a lo verdaderamente necesario y descartando frivolidades que nos lleven a tener de más.Otro grupo muy popular es el Movimiento Anticonsumo, surgido en Canadá y en las regiones más liberales de Estados Unidos. El libro ‘No Logo’, de Naomi Klein, es casi su manifiesto fundacional. Sus planteos giran en torno a la premisa de que las grandes corporaciones están usurpando el poder legítimo de la gente y alienando a la población con falsas necesidades de consumo. En esa línea ideológica se inscribe Adbusters (www.adbusters.org), una organización anticonsumista creada en 1989 por Kalle Lasn y Bill Schmalz. En su revista, rica en humor y crítica inteligente, busca alumbrar los mecanismos a través de los cuales el mercado impulsa al consumo, remarcando sus contradicciones y doble mensajes, y su campaña “Buy Nothing Day” (No compre nada hoy), que invita a sostener 24 horas sin ninguna compra, cosecha adhesiones masivas cada vez que la impulsan. Otro conocido profeta antiglobalización y anticonsumo es el “reverendo Billy”, un artista neoyorquino que se ha afirmado como abanderado en la lucha contra los abusos del consumismo. Aunque no es religioso, junto a sus seguidores ha fundado la Iglesia de Parar las Compras y prometen el ‘shopocalipsis’, el apocalipsis de las compras. Un sitio muy visitado por personas de habla hispana es www.sindinero.org, que aglutina consejos y recursos para vivir gratuitamente, fomentando “estilos de vida menos dependientes del dinero”.También en español, www.ecologistasenaccion.org reúne a jóvenes y adultos que aspiran a un cambio social e ideológico en la relación a la forma en que consumimos. Y en la Argentina, en la página http://iconoclasistas.com.ar, almas criollas se suman a esta tendencia.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*